Donald Trump hace hincapié en su lema de “América primero”

0
48

Ayer día 20 tuvo lugar la ceremonia de toma de posesión del nuevo presidente de Estados Unidos, Donald Trump. Durante su discurso de investidura, el nuevo presidente hizo hincapié en una de las ideas de su campaña, “América Primero”, prometiendo recuperar los puestos de trabajo y la riqueza del país y romper con el establishment (poder establecido) de Washington.

 

Trump se convierte en el 45º presidente de Estados Unidos después de ocho años de mandato con Barack Obama. Donald Trump prestó juramento ante el presidente de la Corte Suprema John Roberts, jurando “ejecutar fielmente el cargo de presidente y proteger, preservar y defender la Constitución de Estados Unidos […] con la ayuda de Dios”.

 

Durante su discurso de investidura, Trump señaló que “el tiempo para conversaciones vacías ha acabado, ahora llega la hora de la acción”. También añadió “no permito a nadie que diga que no puede hacerlo”. «Estamos transfiriendo el poder de Washington D.C. y dándoselo a vosotros, a la gente», fue una de las primeras proclamas del nuevo presidente.

 

El discurso de Trump, acompañado de los aplausos de los allí presentes, tuvo una duración de 15 minutos y se caracterizó por un discurso sencillo en cuanto a forma, sin complejidades gramaticales. En su discurso se refirió a Estados Unidos, adhiriéndose a su eslogan de “América primero” y se comprometió a romper con el establishment de Washington.

 

Sobre el establishment, Trump señaló lo siguiente: “Durante demasiado tiempo un pequeño grupo en la capital de nuestra nación ha rapiñado la recompensa del Gobierno mientras que el pueblo ha soportado el coste. Washington florecía pero el pueblo no compartía esa riqueza. Los políticos prosperaban pero los empleos se iban y las fábricas cerraban. El establishment se protegía a sí mismo pero no a los ciudadanos de nuestro país. Sus victorias no han sido vuestras victorias. Sus triunfos no han sido vuestros triunfos”.

 

El discurso de investidura de Trump ha causado divisiones en Estados Unidos. Sus detractores consideran que se trata de un lenguaje populista y patriótico, y aunque con un lema agradable, difícil de materializar. En contraposición, sus defensores creen que se trata del mejor discurso de Trump, conciso, coherente y entendible para todos, con frases como “los olvidados hombres y mujeres no volverán a ser olvidados” o «nosotros seguiremos dos simples reglas: comprar americano y contratar americanos».

 

Tras la ceremonia de investidura, Trump procedió a firmar su primera orden ejecutiva sobre el Obamacare. El documento «ordena a los departamentos y agencias aliviar la carga de Obamacare a medida que avanzamos para revocarlo y reemplazarlo», dijo el secretario de prensa de la Casa Blanca, Sean Spicer, quien no aclaró los detalles de la orden.

 

RTI

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here