Tsai Ing-wen incide en la importancia de la educación de los derechos humanos

0
61

La 4ª comisión del Comité Consultivo de Derechos Humanos de la Oficina Presidencial convocó este día 29 por la tarde su primera reunión. La presidenta Tsai Ing-wen entregó personalmente los diplomas y agradeció a todos los miembros por trabajar juntos para el progreso de los derechos humanos en Taiwán.

 

En su discurso, la presidenta expresó que los derechos humanos son un valor universal, y aunque se trata de una frase que todos conocen, para que los derechos humanos se apliquen siempre deben ejercerse de forma efectiva. Tsai indicó que Taiwán posee su propia historia de lucha por los derechos humanos. Durante la era del régimen autoritario, los taiwaneses consideraban que los derechos humanos eran la democracia y la libertad. El Incidente de Formosa ocurrido el 10 de diciembre de 1979 impulsó el desarrollo de la democracia en Taiwán.

Para el taiwanés Cheng Nan-jung, quien sacrificó su vida luchando por la democracia, la libertad fue un derecho humano. Gracias a los esfuerzos y a los sacrificios de las generaciones anteriores Taiwán posee hoy un sistema político democrático maduro y se ha hecho realidad la garantía de libre expresión que establece la Constitución.

 

La presidenta destacó que la lucha por los derechos humanos no tiene fin. Los valores de los derechos humanos siempre se dirigirán hacia más adelante. Por lo tanto, Taiwán debe esforzarse más. Tsai Ing-wen opinó que los derechos humanos también deben estar bien arraigados. Tsai mencionó el caso que ocurrió recientemente de los estudiantes de la Escuela Secundaria Kuang-Fu en Hsinchu que se disfrazaron de nazis. La presidenta dijo que el error no fue de los estudiantes sino de los adultos, ya que la educación sobre los derechos humanos en este caso ha sido superficial, ignorando problemas como la discriminación y los prejuicios. No han enseñado a los estudiantes a aprender de la historia de persecución de los derechos humanos de su propio país. Tsai considera que todos deben reflexionar y no dejar que esto vuelva a ocurrir.

 

 

La presidenta señaló que este caso es un recordatorio de la importancia de profundizar en la educación de los derechos humanos y por tanto esta cuestión debería integrarse a la enseñanza escolar a través de diferentes materias. Tsai solicitará al Ejecutivo y a los ministerios pertinentes que presenten un informe de educación de los derechos humanos en la educación nacional de los últimos 12 años ante el Comité Consultivo de Derechos Humanos.

 

Así lo dijo la presidenta: “Queremos que los estudiantes puedan comprender el dolor experimentado por otros y que respeten los derechos de los demás. Y estar dispuestos a que cuando llegue el caso se promueva la justicia. Si conseguimos esto nuestra educación habrá llegado al éxito. También solicitaré al Ejecutivo y a los ministerios pertinentes que presenten un informe de educación de los derechos humanos en la educación nacional de los últimos 12 años ante el Comité Consultivo de Derechos Humanos. Cuando llegue el momento se pedirá la ayuda de cada miembro para que compartan sus propuestas con el Gobierno”.

 

Tsai indicó que el alcance de los derechos humanos no solo aplica a la libertad y a la democracia. Cada área en la que se encuentren los miembros deberá tratar las cuestiones aplicables a los derechos humanos, establecer nuevos estándares y después se propondrá al Ejecutivo que lo lleve a cabo bajo diferentes políticas de implementación. La presidenta espera trabajar con todos los legisladores con el objetivo de conseguir que los derechos humanos se conviertan en altos valores en Taiwán.

 

RTI

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here