David Lee asegura que las relaciones diplomáticas con el resto de aliados son estables

0
42

El ministro de Exteriores, David Lee, dijo este día 26 que existen 2 razones principales de la ruptura de relaciones diplomáticas con Santo Tomé y Príncipe; la primera es el rechazo por parte de la República de China de la petición de crédito de Santo Tomé; y en segundo lugar la gran expansión de China Continental en África, difícil de resistir para Santo Tomé. El ministro explicaba estas razones en la comisión de Exteriores y Defensa del Yuan Legislativo a donde acudió para ofrecer un informe sobre esta cuestión.

 

David Lee también salió al paso de los rumores de nuevas crisis diplomáticas con Nicaragua en pleno viaje de la presidenta Tsai Ing-wen a Centroamérica. Lee dijo que las relaciones con Nicaragua son bastante estables, así como con el resto de aliados diplomáticos.

 

Así lo dijo el ministro: “Desde luego existe presión, pero el Ministerio de Exteriores está esforzándose sin descanso en abordar esta situación. No podemos ofrecer garantías completas pero en la actual fase todavía es claro que la situación se está estabilizando”.

 

Otras informaciones también señalan que el Vaticano estaría a punto de establecer relaciones diplomáticas con China Continental, pero David Lee respondió que los problemas entre ambas partes todavía son muy complejos y aparte de la autoridad para nombrar obispos, también está el problema de los clérigos arrestados. Ambas partes, siguió el ministro, sostienen posiciones muy diferentes sobre la libertad religiosa, por lo que las relaciones entre el Vaticano y Taiwán son todavía muy estables. Lee calificó los rumores de la prensa como “freír arroz frío”.

 

Por su parte, la presidenta del Consejo para los Asuntos de China Continental, Katharine Chang, dijo que Santo Tomé se enfrenta a problemas financieros muy serios, así que se ha visto manipulada por China Continental en una acción muy hostil hacia Taiwán. Según Chang, la constante presión internacional de China en todos estos años ha perjudicado las relaciones de Taiwán con sus aliados diplomáticos, algo que todavía persiste y requiere más atención en el futuro. Chang dijo que para prevenir que esto no vuelva a ocurrir con ninguno de los restantes 21 aliados diplomáticos, Taiwán debe prepararse para que no se de otro “caso Santo Tomé”.

 

Así lo decía Katharine Chang: “Esta presión de tantos años todavía persiste. Después de lo de Santo Tomé, nuestro Consejo de Seguridad Nacional debe estar muy atento y examinar en conjunto la situación de los 21 aliados diplomáticos para garantizar que no se vuelva a dar otra situación así. Debemos evitar cualquier otra situación que de lugar a un segundo ‘caso Santo Tomé’”.

 

Por último, Katharine Chang volvió a hacer un llamamiento a China Continental para sentarse a dialogar sobre los problemas del Estrecho.

 

RTI

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here