Yang 2020: un hijo de inmigrantes taiwaneses que se postula para presidente de los EE.UU.

0
323
Las huellas de Taiwán


Entre aquí para escuchar
El Dr. Andrew Yang, la primera persona de ascendencia taiwanesa en buscar la nominación del Partido Demócrata para presidente de los Estados Unidos, es hijo de inmigrantes taiwaneses. Yang tiene antecedentes en derecho y en la industria tecnológica.

Para sorpresa de muchos que siguen la política estadounidense, con el apoyo del «Yang Gang», el apodo de sus apasionados partidarios, Andrew Yang, cuyo índice de aprobación subió constantemente en las encuestas de los candidatos demócratas con la esperanza de derrotar a Donald Trump en las elecciones de 2020. El 24 de enero, los medios informaron que el 8% de las personas encuestadas dijeron que votarían por Yang, lo suficientemente bueno para el cuarto lugar, por delante de candidatos más famosos como Pete Buttigieg, ex alcalde de South Bend, Indiana. Pero Yang decidió suspender su campaña después de las primarias estatales de New Hampshire el 11 de febrero.

Andrew Yang nació en 1975 en Schenectady, Nueva York. Los padres de Yang nacieron en Taiwán y emigraron a los Estados Unidos antes de conocerse en la Universidad de California, Berkeley. El padre de Yang era un exitoso hombre de negocios en IBM con más de 69 patentes, mientras que su madre era estadística y artista. Los padres de Yang estaban «encantados» de enviar al joven Andrew a la Academia Phillips Exeter, una escuela secundaria preparatoria en Nueva Inglaterra. Andrew luego eligió ir a la Brown University, cerca de donde vivían. Yang atribuye a sus padres el haberle hecho «consciente del dinero». Según los informes, recuerda con cariño los frecuentes viajes de regreso a Taiwán con sus padres y su hermano.

Como candidato presidencial, Yang tenía poco que decir sobre Taiwán. Escritores como David Spencer han especulado sobre si Yang es «débil e inseguro en sus políticas», y que la explicación más probable del silencio de Yang sobre Taiwán se debe a los elementos racistas del electorado americano que podrían sentir sospechas sobre su lealtad y sus motivos. Con la táctica de Donald Trump de avivar el miedo a los inmigrantes, Yang se vio obligado a pisar una delgada línea entre la celebración de su herencia y al mismo tiempo aparecer como estadounidense.

En cuando a su idea principal del ingreso básico universal que lo llama el «dividendo de la libertad». Yang explica que el dividendo de la libertad es un tipo de seguridad social que garantiza el dinero (su propuesta es de US$1000) a cada ciudadano de los Estados Unidos. A diferencia de muchos programas sociales, los beneficiarios no tendrán que pasar una prueba o cumplir un requisito de trabajo. Esta medida es necesaria porque en los próximos 12 años, uno de cada tres estadounidenses corre el riesgo de perder su trabajo debido a los avances tecnológicos. Y los trabajos de reemplazo no podrán abastecer los trabajos perdidos. El dividendo de la libertad puede ser la base sobre la que se construya una sociedad estable, próspera y justa.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here